Dexva

Blog

Estrés y ansiedad o ´"los ladrones de tiempo" del freelancer.

Muchos creen que ser freelancer es trabajar cuándo queremos, que tenemos mejor calidad de vida y piensan que no tenemos gran presión o estrés encima. Pero la realidad es que el estrés y la ansiedad son muy común en el estilo de los freelancers, ya que un estilo de vida muy competitivo. Ojo, esto quiere decir que si se maneja bien y de forma positiva los resultados en la disminución de la ansiedad son asombrosa.

Muchas situaciones crean estrés o ansiedad como la búsqueda del primer contrato o de tu primer cliente, suele causar estrés y ansiedad ya que por lo general no se tienen recomendaciones o referencias de otros clientes. Otra de ella es el momento de correcciones del cliente, a veces estas correcciones las tomamos como una crítica a nuestro trabajo, recuerda es una oportunidad de mejora. O también las críticas negativas, debemos aprender a escucharlas, pero no creernos que somos solamente eso, ten en cuenta que cada persona es un mundo. Otro momento de bajón son las malas rachas, esto nos pasa a todos, tendemos a compararnos más delo usual y creer que no somos lo suficientemente buenos… respira, esto nos pasa a todos.

estrés y ansiedad en freelancers

Estos altibajos de trabajo en los freelancer crean mucho estrés o ansiedad, al igual que la sobrecarga de proyectos. Elizabeth Cobb, psicóloga americana que trata mucho el perfil freelancer, está de acuerdo con que cuando el dinero llega y el trabajo va bien, se extrapola a los clientes, el freelancer es dinámico, optimista e inclusive más creativo. Pero esa seguridad no está garantizada, es decir que todos tenemos malas rachas. Durante estos baches se vuelve el ambiente más estresante y no solo a nivel monetario, sino psicológico. Ya que muchos basamos gran parte de nuestra identidad en nuestro trabajo -muchas horas trabajando sin desconectar- y esto a veces crea que pongamos cosas de lado y cuando va mal sintamos un vacío o simplemente la presión de pagar deudas.

Un método que Cobb propone para combatir el estrés y aumentar la autoestima es crear una lista de cosas que hemos logrado y nos hemos sentido orgullosos. De esta manera cuando tengamos esos días de bajón que nos decimos “no tengo trabajo, ¿qué me pasa?”, cojan esa página y lee toda la list y seas capaz de decirte “Ok, he hecho estas 10 cosas para probar que no soy inútil».

Es importante tener esto hecho, ya que los freelancers trabajamos muchas veces en solitario, no tenemos quién nos recuerde lo bueno que somos. Esta soledad va de la mano que muchos creen que se cumplen más objetivos y nos volvemos muy creativos al estar solos – otros dicen lo opuesto. Pero es importante tener ese momento de descanso mental y conexión con amigos, familia o mascota… a ver al menos ir al bar del barrio a tomarte un café o una caña, coge aire.

También debemos tener en cuenta que el volumen de sombrero que nos ponemos es alto. Somos desde el CEO, marketing, ventas, gestor, cobrador, desarrollamos proyecto… todo, esto puede llegar a agotarnos mentalmente y abrumarnos. Quemarnos, no es de valientes, es encontrar un balance.

Algunos signos son del estrés y ansiedad son:

  • Desmotivación.
  • Sentirte quemado.
  • Nerviosismo al pensar al volumen del trabajo.
  • No tener rutina de descanso y trabajo.
  • Sentirte más lento de lo usual y creer que no llegas a tiempo.
  • Comes de forma compulsiva.
  • Malhumor constante.

estrés y ansiedad del freelancer

Ahora bien, estos síntomas que son también conocidos como “ladrones del tiempo” ya que nos hacen bajar la productividad y divagar en escenario que no necesariamente pasaran podemos trabajarlos en diferentes maneras:

  • Gestiona tus horas, crea una rutina, esto te ayudara a tener energía más constante.
  • Dormir señores, que eso hacemos poco, pero es vital para la sanidad mental con un mínimo de 6 horas diarias.
  • Crea tu espacio y zona de trabajo en casa. Si te sientes aislado en casa y los cafés, considera un coworking. Esto no solamente te ayudará a diferenciar tu vida personal de la del trabajo poniendo una distancia física.
  • Aprende a decir que no. Todos tenemos un límite de volumen de trabajos, declinar trabajos no es malo si tienes demasiados. Si lo explicas al cliente educadamente que por ahora dado al volumen no puedes hacer correctamente el proyecto muestra ser serio y profesional.
  • Haz ejercicio, todos los dicen, pero de verdad que cuando has hecho esos 15 días para crear el hábito verás como es de necesario. Si no eres de ejercicio, asegúrate de salir a caminar mínimo 30 minutos por día, sin móvil, desconecta.
  • Haz lista de cosas por hacer y se honesto en las prioridades sobre ellas.
  • Comprueba tus tarifas. Si estás sobrecargado de trabajo constantemente deberías replantearte tus tarifas. No debes sentir que estás perdiendo dinero, comprueba que estás cobrando lo suficiente.
  • Ten un fondo de emergencia para esas “rachas malas”. Por fondo me refiero a ahorros para esos meses malos, pero también un kit de emergencia para subirnos el ánimo.
  • Valora tiempos de calidad con tus seres queridos, estos nos hacen distraernos, oxigenarnos y disminuir mucho el estrés y ansiedad.
  • Ten tu red de soporte, cuándo dudes de ti, verifica tu lista y si aún así no lo ves, habla con tu mejor amigo o con quien quieras. A veces necesitamos esa palmadita en la espalda.
  • Comida sana, esto no quiere decir no comer cosas que nos gusta, pero trata de tener una dieta balanceada, aunque sea entre semana.
  • Desconecta y desaparece en vacaciones. Si estás saturado, estresado y llevas tiempo así, solamente te volverá más lento en tu trabajo, esto se nota en la calidad. Necesitas vacaciones, como todos, desconecta por completa y llénate de energía de nuevo. Solo asegúrate decírselo a tus clientes.

La pregunta de oro es: «¿Te ves haciendo otra cosa?». Si tu respuesta es un no rotundo, es poner a trabajar las recomendaciones de arriba. 

Es una pregunta que me hago todo el tiempo, y sin dudarlo, le dije , «Definitivamente no».

Todos tenemos nuestras luchas diarias con el estrés y la ansiedad, pero todos nos enfrentamos a eso. Los freelancers enfretamos muchas situaciones distintas y  nos merecemos cuidarnos y tener nuestro sistema de soporte. 

Si quieres saber más sobre este tema, te compartimos un artículo sobre el síndrome del importo en los freelancers.